Artículo

Educar a Japón Chin: esto es importante


Amable e inteligente: así es el perrito del Lejano Oriente. Entonces, si quieres levantar una barbilla japonesa, no deberías tener ningún problema. Hay algunas cosas que debes tener en cuenta. Elevar una barbilla japonesa es una tarea gratificante - Imagen: Shutterstock / Rudy Umans

La actitud de un Japón Chin no requiere demasiado conocimiento previo del entrenamiento del perro. El pequeño asiático es inteligente, amigable y ansioso por aprender. Su nueva mascota tendrá los conceptos básicos más importantes, como los comandos "Apagado" o "No" en muy poco tiempo.

Se amoroso pero consistente

El Japan Chin es un perro relativamente sensible. Por lo tanto, es importante que entres en su naturaleza cuando lo críes. No debe abordar todo el asunto con demasiada brusquedad. El pequeño amigo de cuatro patas es muy inteligente e intuitivo: así que no dejes que te engañe. La consecuencia es la palabra mágica aquí. Si quieres algo de él, insiste en ello. De lo contrario, su perro lo recordará la próxima vez y es posible que no lo escuche.

Amistoso pequeño asiático: la barbilla de Japón

Educar a Japón Chin: mantenlo ocupado

Debido a su alto nivel de inteligencia, esta raza de perros también es ideal para deportes de perros como la agilidad. A la mayoría de los perros les gusta asumir este desafío en particular y se divierten mucho haciéndolo. Tales deportes de inteligencia son una muy buena adición a la educación de un Japón Chin.